Dieta equilibrada

El otro día estaba en casa trabajando y me avisaron para que encendiera la tele y viera el programa “Las Mañanas de la 1″. Estaban hablando sobre nutrición, diciendo cosas que me gustaron mucho, y que me empujaron a recordar lo importante que es el comer bien, y hacer una dieta equilibrada. No es tan difícil. Sólo hay que desterrar algunos mitos…

Un menú diario equilibrado, o dieta equilibrada, tiene que constar de:

Siendo sus Cantidades Diarias Orientativas basadas en una dieta de 2000 kCal de un adulto sin ninguna patología:


Dicho esto, os voy a poner un ejemplo, con todo lo que comimos nosotros ese día. Los ingredientes fueron los siguientes, teniendo en cuenta que las cantidades son por persona:


La distribución calórica por principios inmediatos y por comidas os la pongo en dos gráficas a continuación. Ya sabéis que odio escribir recetas, pero si alguno está interesado en saber cómo preparé cada plato, que me lo diga (contacto) y lo mando encantado.

Con todos estos datos, ¿dónde quiero llegar a parar? Para una persona normal, que no está siguiendo una dieta estricta prescrita por un profesional, es muy complicado saber exactamente qué proporción de Principios Inmediatos, o qué distribución calórica está siguiendo a lo largo del día. Sin embargo sí se puede seguir un planning muy sencillo, que al final termina por ser una dieta más o menos equilibrada. ¿Os acordáis de este post? Aquí os hablaba entre otras cosas de la cantidad y la proporción de cada alimento que debemos ingerir a lo largo de la semana. En este ejemplo que os he puesto yo, no me paré a analizar lo que íbamos a comer, simplemente sabía que tenía que comer tantas raciones de Hidratos de Carbono, de Proteínas… y resulta que a lo largo del día, comimos lo que teníamos que comer. Además, la comida la preparé sobre la marcha, con lo que tenía en la nevera, sin seguir ninguna receta. Por lo tanto, vamos a concretar, que ya me estoy liando:

 

  1. Los Hidratos de Carbono son imprescindibles. Es una barbaridad eliminarlos de la dieta (para una persona sana). El cerebro y los músculos sólo se “alimentan” de glucosa, y si no se la damos, la tienen que conseguir de otra manera (metabolizando lípidos o proteínas) que dan unos residuos poco beneficiosos e incluso tóxicos para el organismo.
  2. Las dietas hiperproteicas tipo Dukan, Atkins y demás, son otra barbaridad por lo que explico en el punto anterior.
  3. Se puede adelgazar comiendo absolutamente de todo. Sólo hay que hacerlo en su justa medida, y se puede sin pasar hambre.
  4. El ejercicio físico es imprescindible. No pretendo que os preparéis para correr una maratón, pero sí hay que moverse algo todos los días.

 

  • 0

    Overall Score

  • Reader Rating: 0 Votes

Share

You May Also Like

One comment